- Desde 1981 -

¿Quién es Esther Jorquera?

 Esther Jorquera es un equipo de modistas, dirigidas por  la propia Esther

La vocación por la costura y por el porte que puede dar, empezó muy pronto en Esther. Con 8 años ya hacía los vestidos de Nancy de sus compañeras del colegio y hasta se atrevió a vestirla de comunión

A los 13 años acudía a la Escuela Profesional de Corte y Confección de Albalate de Zorita, su pueblo natal. Allí consiguió la técnica para realizar con mimo, lo que su intuición ya le dictaba. “Me relajaba coser” confiesa la propia Esther que, hoy día, a sus  53 años, acepta que estos 40 años desarrollando el oficio de la costura se le han hecho cortos: “Tengo verdadera suerte. Me apasiona lo que hago y me encanta mi oficio. Las clientas detectan eso en mí y es lo que les da más confianza. Pongo la máxima ilusión en cada diseño”

Una tía inspiradora y modista profesional,  fue su gran apoyo en su primera juventud. La atrajo a su lado en su Taller con clientela selectiva y la encauzó incluso en el trabajo con la Piel y el Cuero, donde Esther demostró su talento desde los 15 hasta los 26 años

A partir de ese momento se independizó abriendo Talleres de Arreglos de Costura y también de pequeñas colecciones propias: Illescas  y Seseña en Toledo, además del Taller en General Martínez Campos en Madrid y actualmente en Valdemoro, han visto evolucionar su estilo cada vez más definido y preciso

Y de las transformaciones, Esther Jorquera ha pasado a Diseños propios de Moda y a Diseñar Bolsos Singulares. Son siempre pequeñas ediciones para personalizar a la Clienta

¿Nuestra pasión?

Esther  Jorquera realiza bolsos de mano con un toque “vintage”  vestidos de ceremonia incluidos los vestidos de Comunión o de Invitadas, tops y vestidos informales. Kimonos y vestidos túnica. Así como sastrería infantil

Las clientas lo saben y en nuestro caso, funciona de maravilla el boca a oído. Quien nos prueba, repite y hasta nos trae nuevas clientas. Es nuestra dinámica

Y con el apoyo de todas ellas, seguimos en la brecha. Cada día más entusiastas